Inicio - grande Inicio - peque
No has iniciado sesión  |  Acceder 

Artículos relacionados

Prepara tu escapada

Rutas para hacer senderismo en Asturias


Prepara tu escapada

Rutas para hacer senderismo en Murcia


Prepara tu escapada

Rutas para hacer senderismo en Albacete


Prepara tu escapada

Rutas para hacer senderismo en Alicante


Prepara tu escapada

Rutas para hacer senderismo en Barcelona


Artículo del blog de turismo

Articulo prepara tu escapada portada

Hoy vamos a descubrir los rincones más apasionantes, practicar algo de ejercicio y observar algunos de los paisajes más destacados que tiene que ofrecer la Región de Murcia con cinco rutas senderistas impresionantes.

Cañón de Almadenes

Imagen cedida por @lau_foggtravel en Instagram

Indudablemente uno de los mejores senderos de la lista, este cañón atravesado por el río Segura en su camino hacia el mediterráneo encabeza nuestra lista. Comenzando cerca de la localidad de Cieza donde se encuentra la central eléctrica, la ruta transcurre el barranco y sigue hasta acabar en la presa de la Mulata. Hace años, esta presa podía cruzarse y continuar caminando para hacer una ruta circular pero hoy en día hay que darse la vuelta y volver por el mismo camino u optar por hacer una ruta circular volviendo hacia la sierra de la Palera y bajando por los losares hacia la cantera.

El río Segura ha escarbado numerosas cuevas y simas en la roca caliza, como por ejemplo La Cueva de la Serreta hacia mitad del recorrido en la que podemos ver unas cincuenta pinturas rupestres pertenecientes a la época del Paleolítico. Entre el camino de ida y vuelta, la ruta tiene unos 8km que se pueden completar en alrededor de 2 horas y media y, a pesar del desnivel, no es un recorrido demasiado exigente aunque sí puede ser un reto para las personas que padecen de vértigo durante el tramo de la pasarela. Descuidarse y tropezar puede suponer una caída libre de más de 70 metros de paredes verticales.

Imágenes cedidas por @jma.serna en Instagram

Río Chícamo

Imagen cedida por @estelnightsong en Instagram

Este paraje natural de gran valor geológico en el que transcurre el río Chícamo durante 52km nace en la localidad de Macisvenda a pocos kilómetros de la provincia de Alicante. La zona, antiguamente una desembocadura de río, también es conocida como la "Palestina murciana" ya que con sus tierras arenosas, sus palmeras y el río que la atraviesa parece una especie de oasis en mitad del desierto que bordea la región de Abanilla. Incluso se le ha llegado a llamar "El cañón del Colorado" murciano debido al entorno y las formaciones geológicas que se pueden observar a lo largo del camino.

Imagen cedida por @bei_tas en Instagram

La ruta senderista que te proponemos sigue el curso del río, en gran parte de caudal poco abundante, hasta llegar a un pequeño cerro que supone una muy buena representación de cómo se ha llegado a formar este oasis en mitad de un paisaje tan árido. El recorrido tiene unos 400 metros de desnivel, es circular y de unos 6 km, lo que permite observar bien las vistas desde distintas perspectivas.

Monte de las Cenizas

Una ruta plagada de historia desde tiempos romanos, muy cerca del Parque de Calblanque el recorrido empieza con un trozo de la antigua Vía Augusta que unía Cartago Nova y Tarraco (lo que hoy conocemos como Tarragona). Esta antigua calzada continúa por bosques mediterráneos y culmina en las baterías de las cenizas, antiguas construcciones de uso militar utilizadas durante la Guerra Civil española. El monte de las Cenizas tiene una gran variedad biológica y puede resultar muy interesante para los observadores, que pueden vislumbrar algún que otro camaleón entre los matorrales.

La ruta parte desde Punta de la Cruz y asciende por una carretera estrecha, continuando por la calzada romana y ascendiendo hasta el punto más elevado del monte. Después, la ruta bordea la costa y vuelve a Punta de la Cruz pasando por la Punta Negra y la Playa del Lastre. El recorrido circular tiene 9,3km y no cuenta con un gran desnivel así que no hace falta ser un experto para completarlo. El tiempo que se tarda ronda las 3 horas en completarlo con tranquilidad.

Imágenes cedidas por @m.a.r.i.ismyname en Instagram

Sierra Espuña

Enclavada entre Alhama de Murica, Totana y Mula, sierra Espuña cuenta con una red de senderos naturales repletos de una vibrante fauna y flora. Los visitantes pueden disfrutar del entorno natural y cultural mientras practican senderismo por cualquiera de sus 11 senderos naturales. El primero de ellos, el sendero lineal de la Umbría de Peña tiene 6,6km y un desnivel de 426m, por lo cual se puede completar en aproximadamente dos horas y media de marcha efectiva, partiendo del centro de visitantes Ricardo Codorníu y acabando en el Collado Bermejo. Este camino, tal cual se deduce por su nombre, atraviesa una zona de umbría donde se puede observar una variedad de especies vegetales representantes del 50% de las existentes en Murcia.

Imagen cedida por @mmmmmmmmmery en Instagram

El segundo de estos senderos es el de El Berro, de tipo circular y que se expande durante 10,5km, por lo cual se puede completar en tres horas. Durante este tiempo, además de caminar entre cultivos de secano, podrás observar trozos de historia como un dique de mampostería del siglo XIX, la Casa de Leiva e incluso un viejo sanatorio antituberculoso.  En este sendero también podemos encontrar una roca conocida como la "tabla de surf" debido a su forma, lo que la convierte en protagonista de una infinitud de fotos en Instagram.

Imagen cedida por @espadarp en Instagram

El resto de senderos de Sierra Espuña suponen interesantes recorridos en los que poder observar plenamente la naturaleza, la cultura y la variedad de especies animales que habitan los bosques de este parque. Para conocerlos todos puedes entrar en la página web de Sierra Espuña.

Imagen cedida por @marianovera18 en Instagram

El Barranco de Gebas

Imagen cedida por @wkcalle en Instagram

Esta ruta resulta compleja, por lo cual es recomendable contar con la ayuda de un guía o tener a mano un buen GPS, los senderos arenosos son laberínticos y pueden suponer un problema para los menos experimentados en este terreno. Además, debido a las altas temperaturas que se pueden dar en esta zona,lo mejor es hacer la ruta en primavera o en otoño cuando no se superan los 25ºC ya que la arena blanca y roja de la que está compuesto el barranco refleja la luz solar y eso hace que aumenten las temperaturas.

Imagen cedida por @irenezetkin en Instagram

Las vistas que se pueden contemplar a lo largo de todo el recorrido no tienen precio, pues esta atrevida ruta está compuesta principalmente de badlands, un tipo de paisaje caracterizado por la erosión del agua y el viento y desprovista de vegetación. La retirada del mar mediterráneo a dejado escarbadas todo tipo de formas en las paredes del barranco desde rocas parecidas a grandes órganos de iglesias a puños cerrados gigantes. La ruta recorre unos 14km pensados para senderistas experimentados.

Imagen cedida por @chispitass en Instagram

¡Recuerda llevar una bolsa para poner todos los residuos que produzcas, las zonas naturales y los ríos no se limpian solos! ¡Si cada uno ponemos de nuestra parte y los cuidamos estos lugares se podrán disfrutar durante mucho tiempo!

Por Alexandra Preda, a 15-10-2020

Fuente de información:

jdsimonguide.com

sensacionrural.es

murciaguia.com

laopiniondemurcia.es

lomejorestaporllegar.wordpress.com