Inicio - grande Inicio - peque
No has iniciado sesión  |  Acceder 

Artículos relacionados

Prepara tu escapada

Cómo se celebra Halloween en diferentes partes del mundo


Prepara tu escapada

Mascletaes y Castillos de fuego Magdalena 2020


Prepara tu escapada

Ubicación mesones y ferias de Magdalena 2020 Castellón


Prepara tu escapada

Conciertos de Magdalena 2020 Castellón


Prepara tu escapada

Programa de fiestas de Magdalena 2020 Castellón


Artículo del blog de turismo

Articulo prepara tu escapada portada

Es posible que cuando escuchas hablar de Halloween tu mente inmediatamente conjure la imagen de las celebraciones típicas estadounidenses con sus calabazas talladas utilizadas como farolillos, gente disfrazada y decoraciones de murciélagos y telas de araña, sin duda la versión más extendida de esta noche tan especial pero ¿sabías que esta celebración tiene un origen europeo?

La palabra Halloween viene de la expresión All Hallow's Eve o lo que en español viene a ser la "víspera de Todos los Santos". Tiene como origen el antiguo festival celta Samhain celebrado hace más de 3.000 años para dar comienzo al año nuevo celta y que puede traducirse del irlandés antiguo como "fin del verano". Se creía que durante esta noche, la línea entre el mundo de los muertos y el de los vivos se difuminaba, lo cual permitía a los espíritus atravesarla. La gente utilizaba máscaras para camuflarse entre las almas de los muertos y para espantar a los espíritus malignos mientras celebraban banquetes y grandes hogueras en memoria de sus fallecidos.

La festividad lleva asociadas distintas tradiciones e interpretaciones dependiendo de en qué zona del mundo se celebra, por lo que hoy vamos a contarte cómo se vive la noche de Halloween en distintos países del mundo.

IRLANDA, el origen de la fiesta

Reino Unido e Irlanda mantienen aún algunas tradiciones celtas y la celebración del día de Halloween está entre ellas. En las zonas rurales irlandesas, las familias aún encienden grandes hogueras y los más pequeños piden dulces y disfrutan de un postre muy típico en estas fechas, el Barmbrack, un tipo de pan redondo con pasas y uvas a menudo tostado con mantequilla y acompañado de té. Tradicionalmente a la masa se añadían varios objetos (al estilo del roscón de reyes) que actuaban como una especie de predicción: un guisante, un palo, un trozo de tela, una moneda pequeña de plata y un anillo. Cada uno de ellos guarda un significado, el guisante simbolizaba que la persona no se iba a casar ese año; el palo, que tendría un matrimonio infeliz; la tela, que tendría mala suerte o sería pobre; la moneda, que tendría buena suerte o sería rico; y el anillo que se casaría ese año.

El tradicional Barmbrack.

En cuanto a celebraciones modernas, destacan las fiestas y eventos celebrados en ciudades como Dublín, Belfast y Galway, pero sobre todo, el festival de Halloween de Banks of the Foyle, celebrado en la ciudad de Derry o Londonderry, donde mas de 100 espectáculos, desfiles, tours y mercados esparcidos por la ciudad contagian a los visitantes del espíritu de Halloween durante ocho días seguidos.

Personas disfrazadas durante las celebraciones en Derry.

ESTADOS UNIDOS, calabazas y disfraces

Definitivamente, Estados Unidos es el país gracias al cual Halloween se ha popularizado y extendido al resto del mundo, en gran parte pasando a ser una festividad comercial más que religiosa.

En Estados Unidos son muy comunes las fiestas temáticas de disfraces donde todos los asistentes (independientemente de su edad) se transforman por una noche en criaturas aterradoras y seres salidos de auténticas pesadillas. Sin embargo, es cierto que últimamente se ha popularizado el ir disfrazado como algún famoso de la cultura pop o algún personaje del mundo del cine y la televisión. Para los más pequeños, el ir de puerta en puerta pidiendo dulces y avisando de posibles travesuras de no recibirlos es ya tradición, conocida como trick or treat (truco o trato). En lo que respecta a los conocidos farolillos de calabazas talladas que se han convertido ya en toda una marca de identidad de esta festividad en realidad surgieron en Irlanda de una leyenda que cuenta como al malvado Jack Oldfield le fueron entregados un nabo y una vela por el Diablo para que pudiera andar en la oscuridad, sin embargo en Estados Unidos tradujeron esto a una calabaza debido a la abundancia de esta hortaliza en el país y pasaron a conocerse popularmente como Jack O'Lanters.

Calabazas Jack O'Lanterns.

Como no podía ser menos, existen varios lugares de Estados Unidos con fama de ser bastante aterradores o de organizar las mejores fiestas de Halloween. Uno de los lugares claves y con una historia estrechamente relacionada con el ocultismo y la brujería es la ciudad de Salem, muy cerca de Boston. Esta ciudad ha sido protagonista de un sinfín de tramas de películas y libros ambientados en ella y relacionadas con la magia y el horror debido a una famosa caza de brujas que se llevó a cabo en el año 1692 y que condenó a decenas de personas por brujería. Lo mismo sucede con el conocido pueblecito de Sleepy Hollow y la leyenda del Jinete sin Cabeza, que es lo que ha inspirado un espectacular despliegue de más de 7.000 calabazas talladas e iluminadas con las que se crean estatuas de todo tipo.

Un dinosaurio hecho con calabazas de Halloween.

También son populares las celebraciones de Nueva Orleans, conocida como la ciudad más encantada de EE.UU y relacionada con la práctica del voodoo, con sus desfiles, sus cementerios y sus tours de los espíritus del Barrio Francés. Destaca también el terrorífico hotel/barco abandonado del Queen Mary en Long Beach, California y los desfiles y fiestas organizadas en Nueva York y Hollywood en sus parques temáticos y de atracciones.

BÉLGICA, velas y desfiles

Aunque Halloween no sea una fiesta muy celebrada en el país, si que es tradición encender velas para recordar a los familiares fallecidos. Hay una ciudad belga, sin embargo, que la noche del 31 de Octubre la celebra por todo lo alto: Oostende. Y de hecho la fiesta no ocurre solo la noche de Halloween sino que esta ciudad, durante todo el mes de octubre, se convierte en un museo de terror al aire libre, con decoraciones temáticas por todas las calles y monumentos y que culmina el día 31 con un gran desfile.

JAPÓN, los disfraces más originales

Aunque los japoneses tradicionalmente no han celebrado Halloween, la población ha aceptado con brazos abiertos esta fiesta y las influencias norteamericanas, eso sí, añadiendo un toque propio y aumentando la creatividad y el espectáculo al máximo. La celebración más importante se da en Tokyo, la capital y se trata del desfile Kawasaki Halloween Parade, donde los asistentes luces los disfraces más originales, terroríficos o no, durante una marcha de más de dos kilómetros.

Personas disfrazadas desfilando en la Kawasaki Halloween Parade.

MÉXICO, calaveras de colores y buena comida

Desde el 31 de octubre al 2 de noviembre México se convierte en una verdadera fiesta llena de color y todo tipo de comida. Aquí las calabazas típicas de otros países se ven desplazadas a segundo plano por las calaveras y el truco o trato pasa a ser "quinto para mi calavera", donde los niños llevan una hucha para depositar sus donativos en vez de una calabaza para recoger dulces y chucherías.  Como en cualquier celebración del país, la comida tiene un papel principal en las festividades, como por ejemplo los tamales y el pan de muerto, un bollo que solo se disfruta en estas fechas y que puede ir cubierto por azúcar y estar relleno de chocolate, crema o nata.

ALEMANIA, ni un cuchillo a la vista

En Alemania, una de las tradiciones más antiguas es la costumbre de guardar todos los cuchillos de la casa durante la noche de Halloween para que los espíritus que vuelven al mundo de los vivos no se puedan hacer daño con ellos. No obstante, esta tradición ha pasado a segundo plano y las formas de celebrar esta fecha han pasado a ser más americanizadas.

La celebración de Halloween en Alemania es relativamente nueva ya que fue introducido al país como una forma de suplir el hueco que la cancelación del Carnaval había dejado en el mercado. Pero a pesar de que la celebración es una importación clara de los americanos, en Alemania si son muy populares los festivales de calabazas, por lo cual encontrar alguna para decorarla resulta bastante sencillo.

Además, un lugar clave en esta ciudad para celebrar la noche de Halloween es el castillo de Frankenstein, ubicado en la cima de una montaña en la ciudad de Darmstadt y que en realidad no tiene ningún vínculo con el Frankenstein de Mary Shelly, pero sí se ha popularizado debido a su nombre y su proximidad a la base militar de la ciudad, donde los soldados americanos trajeron las celebraciones de Halloween, conviertiendo las ruinas de este castillo en el lugar ideal para la fiesta. Para llegar al castillo incluso puedes tomar el autobús Frankenstein.

Mapa de las disferentes actividades realizadas en el castillo Frankenstein de Alemania.

ESPAÑA, brujas y caminos iluminados

En España, Halloween se considera en gran medida una fiesta estadounidense y no existe mucha tradición de celebrarla. En cambio, el país tiene como festivo el día 1 de noviembre, marcado como el día de Todos los Santos en el cual se acostumbra a llevar flores a los difuntos en los cementerios.

Sin embargo, en el norte del país siguen conservándose trazos de las antiguas tradiciones que han quedado como herencia de los pueblos celtas que una vez se situaron en esas tierras. En Galicia, por ejemplo, aún celebran Samaín y conservan algunos de los rituales antiguos como el agarrar manzanas sumergidas en agua con la boca (algo que probablemente hayas visto en alguna película americana bajo el nombre de apple bobbing) o el encender hogueras la noche del 31. Antiguamente también había tradición de no recoger la mesa la noche del 31 ni apagar la chimenea para que las almas pudieran alimentarse y no pasaran frío.

Ilustración de la procesión de Santa Compaña.

Además, en Galicia tienen una leyenda especialmente relacionada con esta noche: la de Santa Compaña. Un séquito de difuntos vestidos con túnicas blancas y dirigidos por una persona viva vaga las calles y los bosques en completo silencio, iluminando su camino con ayuda de unos largos cirios. El mortal que encabeza la procesión de almas carga con una cruz durante la noche porque los muertos no le dan descanso y así, noche tras noche, se va debilitando hasta morir y unirse a la comitiva de difuntos. La leyenda también advierte de que nadie debe cruzarse con esta procesión ya que de hacerlo quedará maldito y no sé podrá liberar hasta que otro sea testigo de la procesión y adopte su lugar.

¿Tú cómo celebras Halloween? Este año las fiestas no se podrán celebrar pero una buena película de miedo y palomitas son fáciles de conseguir.

Por Alexandra Preda, a 26-10-2020

Fuente de información:

newlink.es   garciadepou.com   viajestriptour.com   genial.guru   es.europa.eu